QUE ES CFD TRADING

 

El Contrato por Diferencia (CFD) es un contrato entre dos partes, generalmente el "comprador" y el "vendedor", que estipula que el vendedor pagará al comprador la diferencia entre el valor actual de un activo y su valor al momento del contrato (si la diferencia es negativa, el comprador paga en lugar del vendedor). En efecto, los CFD son derivados financieros que permiten a los operadores aprovechar el aumento de precios (posiciones largas) o la baja de precios (posiciones cortas) en los instrumentos financieros subyacentes y con frecuencia se utilizan para especular sobre esos mercados

Por ejemplo, cuando se aplica a acciones, dicho contrato es un derivado de la acción que permite a los operadores especular sobre la variación del precio de la misma, sin la necesidad de la propiedad del activo subyacente.


Posición Larga

Si cree que el precio del activo subyacente está subiendo, abra una "Posición larga", lo que significa que para obtener un beneficio de esta operación, el precio al cerrar la posición debería ser mayor que el precio al momento de apertura.


Posición Corta

Por el contrario, si piensa que el precio del activo subyacente va a caer, abra una "Posición corta", lo que significa que al cerrar la operación, el precio debería ser menor que el precio de apertura.


Factores que influyen en el valor de los CFD


  • Plazo de caducidad de la orden
  • Tipo de activo
  • Movimientos del mercado
  • Valor de la orden
  • Volatilidad del precio del CFD elegido

¿Por qué debería operar CFDs?


  • Al comercializar activos subyacentes, en realidad no los está comprando/vendiendo, por lo que no hay cargos y costos adicionales por préstamos.
  • Al abrir posiciones largas y cortas, su negociación es mucho más flexible
  • Las operaciones con CFD le permiten aprovechar el apalancamiento
  • Maximice su potencial de ganancias negociando en posiciones ascendentes o descendentes del mercado

¿El comercio de CFD tiene algún riesgo?

El principal riesgo al negociar CFDs el mercado global en sí mismo. Los operadores exitosos deben entender los conceptos básicos y seguir las tendencias y noticias para ser lo más eficiente posible. La mayoría de las veces puede predecir el movimiento del mercado incluso sin investigación, pero si desea hacerlo mejor, se recomienda conocer el campo de las finanzas globales.